Inicio Separador breadcrumb Foros Separador breadcrumb Foros Separador breadcrumb Otros tratamientos Separador breadcrumb Hipertermia Oncológica Separador breadcrumb ¿Qué es y cómo funciona la Hipertermia?

¿Qué es y cómo funciona la Hipertermia?

4 de August de 2015, a las 13:22:41
#1
Avatar del usuario pioa
pioa

Mensajes: 427

Perfil de pioa

Aunque el cáncer sigue siendo una de las principales causas de mortalidad a nivel mundial, en la actualidad y, gracias al avance de la tecnología y los nuevos tratamientos, muchos pacientes logran la curación definitiva y muchos otros se están convirtiendo en enfermos crónicos, en  “supervivientes del cáncer”.

El “calor”, como una modalidad de tratamiento para el cáncer, se utiliza desde hace mucho tiempo y es conocida como Hipertermia Oncológica. Sin embargo ha sido en las últimas décadas cuando la eficacia de esta técnica empieza a ser evaluada de una forma rigurosa. En la actualidad hay un interés creciente,  dentro de la comunidad oncológica, por la Hipertermia gracias a la publicación de varios estudios aleatorizados (este tipo de ensayos al ser comparativos representan la mejor prueba científica para valorar la eficacia de una intervención). Estos estudios vienen a demostrar que los resultados del tratamiento con Hipertermia, empleada junto a los tratamientos estándar de quimio y radioterapia pueden ser positivos, obteniéndose mejores respuestas clínicas en determinados tumores y circunstancias, siempre y cuando se utilicen procesos de aumentos de la temperatura adecuados y, controlados por profesionales entrenados y contando siempre con los medios técnicos adecuados.

La temperatura normal del cuerpo humano se encuentra en un rango entre los 36-36.5ºC con pequeñas variaciones a lo largo del día. Se define  la Hipertermia oncológica como la elevación artificial y controlada de la temperatura en el interior de un tumor, entre 40-44°C, sin superar  los límites de  tolerancia al calor de los tejidos vecinos normales y sanos. Las temperaturas de más de 45º C se utilizan en medicina para la ablación térmica (destrucción de un tejido o de su función por la acción del calor), útil entre otras indicaciones en algunas lesiones neoplásicas.

 El efecto clínico de la Hipertermia va a depender de la temperatura que se alcance y del tiempo de exposición a la misma. A temperaturas  de 42,5 -43 ° C las células tumorales ya se ven afectadas a diferentes niveles mientras que la mayoría de los tejidos normales no resultan dañados por un tratamiento de 1 hora de duración a dicho rango de temperatura.

Los primeros estudios con Hipertermia se centraron en los efectos de las altas temperaturas sobre la estructura de las células tumorales, incluso la muerte directa de las mismas. La elevación de temperatura en el interior del tumor modifica las condiciones de vida y desarrollo de las células tumorales haciéndolas más vulnerables al impacto de la radioterapia y/o quimioterapia. Debido a este hecho, la combinación de estas dos modalidades de tratamiento se ven potenciadas en cuanto a la capacidad destructiva de las células cancerígenas. No está recomendada -en la actualidad- como terapia única.

 Posteriormente se han estudiado los distintos mecanismos que explican la vulnerabilidad de la célula tras la aplicación de la Hipertermia. Entre otros:

  • Alteración  de las proteínas necesarias para reparar el daño causado en el ADN de la célula tumoral por la radioterapia  (es lo que se llama “desnaturalización de las proteínas”), y que conduce, entre otras cosas, a alteraciones en las estructuras moleculares celulares y cambios en los complejos enzimáticos implicados en la síntesis y reparación del ADN. A temperaturas elevadas, las células tumorales disminuyen o incluso detienen la replicación del ADN y con ello su capacidad de división celular.
  •  La Hipertermia aumenta el riego sanguíneo y la oxigenación de las células tumorales. Se ha comprobado que las  células tumorales al estar generalmente mal  oxígenadas, son tres veces más resistentes a la acción de la Radioterapia y Quimioterapia que las células normales. Por consiguiente, la acción de la radioterapia se convertiría en 1,5 a 2.5 veces más eficiente si se combina con la hipertermia.
  •  La hipertermia tiene una acción citotóxica directa sobre el cáncer. Los vasos sanguíneos de los tumores  son aberrantes (no funcionantes) causando. una falta de riego sanguíneo crónico en las células tumorales. Estas condiciones de hipoxia hacen a las células tumorales más sensibles a la acción del calor. Se ha observado que  la elevación de la temperatura de forma prolongada en el interior del tumor produce en las células tumorales un efecto letal, mientras que los tejidos normales de alrededor no se ven afectados.
  •  Estimulación del sistema inmunológico. Se ha estudiado el papel que desempeña la Hipertermia sobre el sistema Inmunitario. Los mecanismos responsables del aumento de la reactividad del sistema inmune frente a las células cancerosas gracias a la Hipertermia son muy complejos. Entre otros, se explican, por  la generación de las HSPs (heat stress proteins), -las llamadas” proteínas de choque térmico”-, en concentraciones muy superiores a las habituales en condiciones normales en el interior de las células. Como resultado de múltiples procesos celulares, el sistema inmunitario se estimularía frente a la célula tumoral creando, linfocitos efectores específicos, programados contra los antígenos tumorales. Este hecho, explicaría  lo limitados que son los daños colaterales en los tejidos sanos normales, ya que sus células “no expresan” el antígeno tumoral. 
Editado por pioa el 4 de August de 2015, a las 13:24:25. Motivo:
 
WCAG 2.0 nivel AAA
XHTML 1.0
CSS 2.1
Foro de Onconocimiento
by Complejo Hospitalario Universitario de Granada